El hotel ME Madrid, siempre a la última en lo que a tendencias y diseño se refiere, reabrió ayer sus puertas tras un año de reformas. Una imagen renovada para conmemorar sus diez años de vida, en la que se ha llevado a cabo un rejuvenecimiento integral desde el interior hasta el exterior. Desde la recepción a las suites y habitaciones, pasando por salas de reuniones, el patio interior, el restaurante y la azotea, que ahora se presenta bajo el nombre de Radio Rooftop Bar, la gran apuesta de ocio y gastronomía de la firma en Madrid.

Ubicado en la séptima planta, el hotel madrileño inauguró ayer Radio ME Madrid, una espectacular azotea con vistas panorámicas a la Plaza de Santa Ana y Plaza del Ángel y un ambiente moderno, urbano y cosmopolita. El origen de su nombre procede del hotel ME London, ubicado en la antigua sede de la emisora de la radio BBC, en el centro del West End.

Sus 400 metros cuadrados diseñados para el entretenimiento, la gastronomía y los eventos musicales en vivo, ofrecen 8 ambientes diferenciados. Tanto los espacios privados, como el restaurante o la zona de bar y coctelería comparten una misma naturaleza y razón de ser: generar experiencias sensoriales sorprendentes, vibrantes e inolvidables.

El restaurante Radio, ubicado al sur de la terraza, también abrió sus puertas con una carta de estilo colonial y una puesta en escena sorprendente. La propuesta gastronómica del joven chef David Fernández nace a partir de una base culinaria puramente mediterránea donde priman el sabor, los productos locales y la experiencia sensorial en un entorno mágico.

Un acontecimiento artístico único en el centro de Madrid

Coincidiendo con sus diez años de vida, ayer jueves ME Madrid, el icónico hotel de la Plaza de Santa Ana, llevó a cabo el evento artístico más importante de la temporada. Exposiciones fotográficas, performances de arte en vivo, instalaciones tecnológicas y una “Batalla de Artistas” fueron algunas de las sorpresas con las que ayer se toparon cientos de madrileños en su paso por el centro de la capital.

El día comenzó con una relajante y divertida Wake ME Up party en RADIO, en la que periodistas internacionales e influencers pudieron disfrutar de una sesión de Shakti Dance, el Yoga de la danza, impartida por la instructora Marta Jan y amenizada por el Dj Jaime del Valle.

El arte, presente en la historia de la marca ME by Meliá desde sus inicios, también jugó un papel protagonista en este acontecimiento sin precedentes. De manera pionera en Europa, ME Madrid trajo a España un espectáculo plástico conocido como “Batalla de Artistas”, de la que el artista urbano y multidisciplinar Rio Parkk se proclamó ganador con una propuesta vivaz, interactiva y espontanea. Este fenómeno nacido en Nueva York, aterrizó la pasada tarde en la Plaza de Santa Ana, con Rafafans y Alberto Van Stockum como jurado. Artistas de distintas disciplinas como Lidia Togam, Beatriz Lobo, Rio Parkk y Marco Prieto se enfrentaron cara a cara para crear una obra de arte a partir de un lienzo en blanco, simulando una competición en un ring de boxeo.

Además, los diferentes espacios del hotel madrileño se convirtieron en un pop-up de arte futurista, gracias al proyecto “ME 7 Rooms. 7 habitaciones, 7 artistas, 7 experiencias”, comisariado por el artista Juan Gómez Alemán. Una jornada en la que tanto profesionales del sector como amantes del diseño fueron testigos de las intervenciones tecnológicas de Light Notes, Juan Cañamero, Juan Gómez Alemán, Nina Dotti, Matías Daporta, Ana Esmith o Ángela Milano.

Una instalación lumínica cargada de sensores de proximidad, que al ser rodeado por el público, producía modulaciones en el sonido; una performance en la que la famosa bola de discoteca de Fiebre del Sábado Noche contaba cómo vivió el rodaje de la película protagonizada por Travolta o un homenaje a los clásicos videojuegos, donde el público podría ver el combate fueron algunas de las obras de arte inmersivo que tuvieron lugar ayer.

Siguiendo la estrecha relación con este universo, otros rincones también se transformaron en exposiciones efímeras de artistas de la casa, como el reconocido fotógrafo de moda Alberto Van Stockum, que ha sabido captar la espontaneidad y la naturalidad de los rostros, inspirándose en el mundo del cine y la música. Mientras que Antonyo Marest, influenciado por el postgraffiti, la arquitectura y el diseño, ha diseñado cuatro murales de 60 metros en el patio interior, visibles durante unas pocas horas para el público general.

La música en directo también acompañó en el lobby ofreciendo auténticas bienvenidas de lujo y fiesta. Mientras que las suites de la sexta planta se convirtieron, por un día, en un escaparate de jóvenes creadores españoles como Juan Carlos Pajares, David Catalán, Paloma Suárez, Xavi Reyes o Roberto Etxeberría. Diseñadores sólidamente asentados en la pasarela española EGO, que asistieron a este showroom como embajadores de moda y creadores de tendencia.

Este gran evento se suma a todo un calendario de actividades que celebran los diez años de la marca ME by Meliá. El lanzamiento de este aniversario despegó el pasado mes en ME Miami con la Miami Music Week y las Sunset Sessions Parties que llevaron los mejores vibes de Ibiza al otro lado del océano. Una agenda de conmemoraciones que continuará en ME London y recorrerá otras propiedades durante el verano como ME Ibiza y ME Mallorca.